Botón facebookBotón TwitterBotón InstagramBotón YouTube  Botón tic tok
Atrás

#DistritoSalvaje: Conoce al curí, mamífero que no es una plaga, ni invasor

Ni plaga, ni invasor: el curí un mamífero dispersor de semillas

$Titulo_SEO.getData() #DistritoSalvaje: Conoce al curí, mamífero que no es una plaga, ni invasor

  • Los curíes son fáciles de observar en humedales, ríos y canales.
  • Son animales sensibles y nerviosos a la presencia humana. Perseguirlos o capturarlos puede generarles diversas afecciones.

Bogotá, 11 de agosto de 2022. (@AmbienteBogota). Los diferentes ecosistemas que hay en Bogotá la convierten en una zona privilegiada para albergar flora y fauna silvestre, sin lugar a duda es un #DistritoSilvestre. La ciudad cuenta con más de 60 especies de mamíferos, entre terrestres y voladores, que habitan los humedales, Cerros Orientales, y parques urbanos, entre otras zonas verdes.

"Bogotá tiene más de 60 especies silvestres de mamíferos. Entre los más comunes está el curí, especie que podemos ver en este video. NO es una plaga ni es invasor; es un roedor nativo que vive en humedales, ríos y canales. Esta especie es excelente nadadora, favorece la dispersión de semillas de diferentes plantas y hace parte de nuestro Distrito silvestre, por eso debe ser protegida. Si conocen casos de emergencias con animales silvestres, repórtenlos al: 3174276828", dijo la secretaria de Ambiente, Carolina Urrutia.

El curí es uno de estos mamíferos silvestres fácil de observar en los diferentes ecosistemas de Bogotá. Los individuos que vemos en la ciudad y otros lugares del altiplano cundiboyacense corresponden a Cavia aperea anolaimae, una subespecie endémica. Esto quiere decir que su distribución geográfica es restringida y solo está presente en esta región del mundo.

Lea también sobre: Recuperación Integral del Parque Nacional

La comunidad ha identificado la presencia de este individuo en varios lugares de la ciudad y lo han calificado erróneamente como una plaga o especie invasora. Además, al ser roedor, ha sido considerado como "rata gigante", llevando a las personas a agredirlos. En Bogotá, se han presentado casos de apedreamiento, envenenamiento y atropellamiento. También, en ocasiones, son perseguidos y atacados por animales de compañía (perros y gatos) y ferales.

Este mamífero, al igual que todas las especies silvestre, debe ser protegido debido a las múltiples funciones ecológicas que cumple en los ecosistemas donde se encuentra. En Bogotá, ha sido denominado como el "jardinero de los humedales", pues al ser herbívora, contribuye a la dispersión de semillas de diferentes plantas y, a su vez, al control poblacional de varias de ellas, especialmente de las herbáceas. Dentro de la cadena trófica, es alimento de varios animales, como las aves rapaces.

El curí, forma colonias generalmente grandes, conformadas por individuos de diferentes edades, una característica de las especies gregarias. Además, es terrestre y tiene habilidades para moverse por zonas acuáticas.

Realiza la mayor parte de sus actividades en el día, optando especialmente por aquellas horas soleadas que aprovechan para desplazarse de un lugar a otro, buscar alimento y refugio para el descanso.

La Secretaría de Ambiente hace un llamado especial a las personas para que cuiden y protejan la fauna silvestre, reportando cualquier caso de riesgo, peligro, tráfico o tenencia ilegal a través del correo electrónico fauna@ambientebogota.gov.co o a las líneas telefónicas:

  • Unidad móvil de Rescate de Fauna Silvestre: 317 4276828
  • Oficina Salitre: 318 8277733
  • Oficina Central: 601 377 8854.

¿Qué hacer si encuentro un animal silvestre?

  • Evitar su manipulación directa.
  • No arrojar objetos que puedan lastimarlo.
  • Mantener una distancia prudente y respetar su espacio.
  • No mantenerlo en cautiverio o en calidad de animal de compañía.
  • No suministrar alimento.
  • Si el animal está en riesgo, avisar a la autoridad ambiental.